Area de Archivo del Congreso de la República

Inicio > Documentos y Alertas > Pieza Documental del Mes > Luis Montero y el lienzo La Libertad

Pieza Documental del Mes 

Luis Montero y el Lienzo "La Libertad"

En diciembre de 1860 el pintor peruano Luis Montero, presenta un petitorio al Congreso de la República solicitando que se le cancele la deuda que había contraído durante el periplo de su regreso de Italia, y esto debido al corte de la pensión mensual que sufrió durante su estadía en el viejo continente y que el Estado peruano se había comprometido a otorgárselo. A su pedido, Luis Montero, agrega lo siguiente:

“…tan luego pisé el suelo de Ytalia donde fijé mi residencia para dar amplitud a mi carrera, mis primeros anhelos fueron procurar un cuadro que aunque no superior en reglas artisticas, fuese a lo menos la sencilla esprecion de mi gratitud: Asi es que en medio de la confusion y desorden en que se encontraban mis ideas por falta de escuela, quise formar un cuadro que caracterisara la libertad de mi patria: lo pinté pues con la alusiva figura de un joven, que por sus actitudes manifestase las fuerzas morales y fisicas que abundan en nuestra patria: este fruto primero de mis desvelos es lo que os dedico hoy en obsequio a los inmensos favores que he recibido…” (Sic)

El Congreso de la República agradece el gesto otorgándole costear el viaje y su permanencia en la ciudad de Florencia durante seis años, mediante Resolución Legislativa aprobada en enero de 1861, con la condición de enviar anualmente cuatro cuadros, uno original y tres copias de las mejores obras de las galerías de Pitti y Uffizi.

El lienzo “La Libertad” se exhibía en el Palacio de la Exposición de Lima, cuando fue sustraída como botín de guerra durante el conflicto bélico con Chile. Posteriormente las gestiones realizadas por Don Ricardo Palma, para recuperar el lienzo, daban cuenta de su extravío.

Es gracias a Don José Antonio Lavalle y García, científico y gran amante de la cultura peruana, quien recupera el lienzo al adquirirlo en Chile, luego de hallar indicios sobre el lugar donde se encontraba el famoso cuadro de Luis Montero. Posteriormente en junio de 1964 su viuda Doña Sara Garragori de Lavalle, cumpliendo la voluntad de su esposo dona el cuadro al Congreso de la República para que ocupe el sitio que le corresponde.

Ver documento

Primeras Mujeres Parlamentarias 1956-1962

Colecciones Documentales Fácticas


Developed by VIS